Candelita se estrenó a lo grande

    0
    330



    Publicado el Viernes, 29 Marzo, 2019 – 09:44 (GMT-5)

    Un total de quince cubanos intervinieron ayer en los partidos del Opening Day, y tres de ellos –encabezados por un Candelita Iglesias en estado de gracia- consiguieron faenas de multihits.

    El paracortos habanero, que hace poco ni siquiera sabía si tendría espacio en el roster activo de los Rojos, cerró la pretemporada a todo gas y empezó el campeonato con dos dobles en tres veces, más anotada e impulsada.

    Los otros integrantes de la Armada que descollaron en el debut, Jorge Soler y Yulieski Gurriel, salieron en ambos casos con par de imparables en cuatro oportunidades ofensivas.

    Soler cumplió a la perfección su rol de cuarto madero de los Reales al fletar dos carreras, en tanto Gurriel ligó sencillo y doblete desde el quinto turno de los Astros.

    Por cierto, también Yandy Díaz (Rays) y Leonys Martín (Indios) firmaron un biangular per cápita. El hijo de la Araña villaclareña sopló el suyo en tres visitas, y el center fielder terminó de 4-1 en funciones de lead off.

    El resto de los hits cubanos fueron a las cuentas respectivas de dos elementos de los Medias Blancas, Yoan Moncada (3-1 más anotada y boleto) y José Dariel Abreu (4-1).

    Mientras, Yasiel Puig (Rojos), Lourdes Gurriel (Azulejos) y Aledmys Díaz (Astros) fallaron cuatro chances cada uno; y Yasmani Grandal (Cerveceros) y Yonder Alonso (Medias Blancas) se estrenaron de 3-0, en el caso del inicialista con una transferencia añadida a la receta.

    Desde el box, Aroldis Chapman tiró un inning sin posibilidades de rescate (sus Yanquis ganaban 7×2) y permitió un indiscutible y ponchó a uno con tope de velocidad de 97.8 mph; Roenis Elías sacó dos outs para los Marineros a ritmo de hit y strike out; y Raisel Iglesias dejó escapar una ocasión de salvamento cuando admitió una anotación y fue sustituido.

    El pinero subió a la lomita de los Rojos para lanzar dos episodios ante los Piratas, pero tuvo una salida tambaleante en la que concedió dos pasaportes y después, con bases limpias, encajó un cuadrangular de Corey Dickerson que decretó su reemplazo.